miércoles, 17 de enero de 2007

Sólo Ibargüengoitia






Conocido por su humor ácido y atinada crítica a nuestra sociedad (y todo lo que se le atravesara); Jorge Ibargüengoitia (1928-1983) es uno de mis escritores y cronistas favorito, para muestra basta un botón:





Hace unos años, en la penúltima compostura {de la plaza de Coyoacán}, tumbaron una palmera enorme que estaba frente a la entrada de la iglesia. Yo me puse furioso cuando vi lo que había pasado. Una señora de por aquí se acercó y me dijo para explicarme:

-Tumbaron la palmera porque Salvador Novo dijo que era antiestética.

No contesté lo que debía haber dicho, que Salvador Novo también era antiestético y que nadie le dio de hachazos.

De La vida en México en tiempos de Hank González, en Vuelta.

No hay comentarios.: