lunes, 31 de enero de 2011

redescubrir

Fotografía de Anne Geddes
y de repente una se descubre nuevamente, y de repente una se reencuentra con el mundo y los asombros.

entre viajes exprés, trabajo que se acumula, personas que reaparecen y otras que vienen en camino, me doy tiempo para perderme en pequeñas cosas:

sembrar un par de plantas; pasar una mañana de domingo en cama, viendo la televisión; darle masajitos de espalda a Cleo y a Circe.

siempre he dicho que distracciones como el trabajo y el dinero hacen que uno pierda el foco, pero ni hablar, son estas distracciones las que nos proveen para dedicarnos a lo que nos gusta. aunque los primeros viajes no han sido del todo placentero por lo atropellado de la situación, me permiten vislumbrar otros con un poco más de calma y planeación.

en fin que hoy termina el primer mes de este año y ha sido lo suficientemente bueno como para dar el primer paso en el mes siguiente.

1 comentario:

Artistalight dijo...

Muy cierto y bonito tu escrito :)